Envia tu pregunta

Envia tu pregunta a preguntas.de.arte@gmail.com Puedes hacerte amigo en facebook www.facebook.com/pages/preguntas-de-arte/188783107818401 Pueden ver la entrevista que me hicieron en el programa CV Bien del canal 24 de Puerto Rico http://www.youtube.com/watch?v=3YztfjfGL6E&feature=player_embedded



Visita el blog de Javier Dominguez aqui, http://javierdominguezvalencia.blogspot.com/



Miembros

viernes, 17 de abril de 2015

Lectura de obra Picnic de Fernando Botero

Fernando Botero, Picnic en las Montañas, 1966

Fernando Botero, Picnic, 1989

Fernando Botero, Picnic Concierto, 1994

¿Cuáles son los elementos estéticos de la obra de Fernando botero, Picnic de 1989? Erik, Antioquia, Colombia

Gracias por tu pregunta. Hay que especificar el año de esta obra, porque Botero al menos tiene 8  pinturas con el mismo nombre, así creando una serie de este tema. Todos los picnic dan diferente sensación, esa es la grandeza de Botero, usando el mismo tema, cada obra da diferente emoción al espectador. Para empezar es un bodegón, un retrato y un paisaje. Es un bodegón, por el pan, las frutas en la canasta y los vasos. Es un retrato por que muestra la cara del hombre durmiendo. Es un paisaje por el valle con árboles, arbustos y montañas, inclusive hay un volcán que vota humo.

Este cuadro nos da un sinfín de lecturas. Para empezar todavía no han comido mucho porque la naranja esta entera, el pan casi entero, el chorizo casi entero y la canasta llena de frutas. Hay 5 vasos casi llenos, pero solo se ven dos personas. Nos imaginamos que están con sus hijos, dado los 3 vasos más pequeños. Eso es lo maravilloso de Botero, te insinúa situaciones que sorprenden al espectador. De esta manera Botero juega con el espectador. El buen lector le quiere dar una lectura completa. El humor siempre presente en las obras de Botero, hace la naranja más grande que la piña. Otro detalle interesante es que no se ven las botellas de los jugos o bebidas de los vasos.

Fernando Botero, Picnic, 1997

Fernando Botero, Picnic, 1998

Fernando Botero, Picnic, 2001

 La mujer por su lado esta fumando, tomando jugo, tiene las uñas muy bien cuidadas, tiene un brazalete, eso quiere decir que esta vestida elegante. Esto es raro dado que nadie se viste elegante para un picnic. Solo se ve un pedacito de su vestido rojo, pero ya te la imaginas. Lo raro o gracioso de este cuadro es que hay dos cerezas rojas en la parte izquierda, cerca a la mano de la mujer. En el lado derecho también hay 2 cerezas pero estas tienen un color gris. Botero nuevamente jugando con el espectador como es típico de su obra. Como si esto no fuera poco, las uvas en la canasta también son grises.

Fernando Botero, Picnic, 2001
Fernando Botero, Picnic, 2002
Para poner más misterio Botero pone el cielo azul en la parte izquierda, una gran nube blanca que ocupa la mayor parte del cielo y el humo negro del volcán. Para hacerlo más raro Botero pinto algunas nubes de color anaranjado en el lado derecho, algo irreal. Botero al poner el volcán, pone el picnic en forma más dramática, dado que es peligroso estar cerca a un volcán en etapa de erupción. El humo que vota el volcán parece el humo de un cigarrillo y no el de un volcán botando humo. Esto demuestra que la obra de Botero no se basa en la realidad, si no en su imaginación, por eso su obra es la más importante del mundo. Botero pone la pareja en el picnic tranquila y durmiendo mientras un volcán esta en acción. Solo a él se le podría ocurrir algo así.

Fernando Botero, Picnic, 2006
Usualmente se duerme después de comer, pero el hombre está durmiendo antes de comer, dado que la comida esta casi entera y los vasos casi llenos. Botero nos alimenta con situaciones para entretenernos, pensar y reírnos. Para jugar más con el espectador Botero pone plátanos verdes frente al hombre durmiendo, pero estos plátanos no se pueden comer crudos, hay que freírlos. Estos plátanos no se llevan a un picnic, Botero crea confusión poniendo estos plátanos. El mantel es rosado que le da delicadeza y suavidad, pero esta como si estuvo doblado como pañuelo, haciéndolo raro e irreal. La meta de Botero es confundir al espectador con su obra y poner lo inimaginable dentro de lo real y de un contexto simple y familiar. Es allí que demuestra su genialidad.

Los elementos estéticos son el color por el uso para mostrar cosas reales e irreales. El color sobresale en la parte delantera donde hay colores cálidos, amarillos, anaranjados, rojos y rosados. La forma es muy importante dado que Botero pinta todo muy redondo y grueso. Estéticamente es una obra maestra y única dado que ningún otro artista ha hecho algo parecido.

Espero que mi respuesta haya sido de tu agrado.



Augusto Chimpen

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada